HomeVenado TuertoUN EJEMPLO A NIVEL INTERNACIONAL

La exitosa experiencia del Hospital “Dr. Gutiérrez” en el uso racional de oxígeno

El jefe del Servicio de Kinesiología y Rehabilitación, Ariel Zacco, fue el encargado de brindar detalles sobre el protocolo que se comenzó a implementar en octubre del año pasado, en pleno pico de la pandemia por Covid-19.

Compartir en:

El licenciado Ariel Zacco, jefe del Servicio de Kinesiología y Rehabilitación del Hospital Gutiérrez de Venado Tuerto participó el último jueves como expositor de una charla virtual (a través de la plataforma Zoom) organizada por la Asociación Nacional de Industriales de Colombia. En su caso contó la exitosa experiencia que llevó a cabo el centro médico provincial en el uso racional del oxígeno en momentos de crisis.

En diálogo con Sur24, Zacco expresó: “Fuimos convocados por la empresa Indura, que es la distribuidora de oxígeno en el Hospital, citándonos como un caso exitoso por la implementación, en la primera ola de Covid-19, de un método de uso racional de uso de este insumo”.

En octubre último, cuando Venado Tuerto afrontaba el pico de contagios de coronavirus, “nos reunimos en el Comité de Crisis -que funciona dentro del efector público y está integrado por los jefes de cada uno de los servicios que atienden pacientes Covid- y el director médico Daniel Alzari alertó sobre el alto consumo de oxígeno, producto de la alta demanda de camas, ya que el Hospital tenía un 80 o 90 por ciento de ocupación”.

A partir de ahí comenzaron a trabajar con un protocolo de uso racional que implica distintas acciones, que iban desde la educación del paciente hasta una auditoría dentro del Hospital, que permitió a los 30 días reducir el consumo de oxígeno a la mitad. Zacco recordó que en aquel momento se venían utilizando unos 31 mil metros cúbicos de oxígeno líquido y el consumo bajó a 15 mil metros cúbicos en un mes, “lo que demuestra el éxito del programa”.

“Tanto los profesionales de la salud como las personas en general no dimensionamos que el oxígeno es un bien agotable. Creo que una de las enseñanzas que nos dejó la pandemia es la necesidad de optimizar los recursos”, indicó, pensando principalmente en contar con los elementos indispensables para brindar una atención de calidad.

Conducta preventiva

“A nivel internacional se ven países que sufrieron el desabastecimiento de oxígeno y por eso apelamos a conductas preventivas, porque llegar a ese punto sería un caos”, señaló Zacco, poniendo en valor este tipo de encuentros que apuntan a “contarnos experiencias entre los hospitales y así poder tomar decisiones que tiendan a evitar complicaciones”.

Si bien consideró que hoy no es una preocupación o un riesgo, al menos para el Hospital de Venado Tuerto, “sí hemos vivido momentos complejos, como en octubre último, cuando dejamos de llenar el reservorio madre de oxígeno cada siete días y pasamos a reponerlo día por medio; es decir que ante cualquier inconveniente de logística podríamos habernos quedado sin oxígeno. Hoy ese no es el escenario, pero si se siguen multiplicando los casos vamos a tener que volver a optimizar todos los recursos, entre ellos el oxígeno”, completó.

El rol del kinesiólogo

Por otro lado, Ariel Zacco destacó el trabajo que desarrollan los kinesiólogos en estos tiempos de pandemia por Covid-19: “Además de la implementación de protocolos de oxigenoterapia, tenemos un rol fundamental en la elección de estrategias para pacientes graves que requieran ventilación mecánica; lo mismo que el monitoreo y control, la desvinculación del dispositivo o todo lo inherente al manejo del equipamiento y la adaptación”, explicó. Y añadió: “En la Terapia Intensiva conformamos equipos integrados por médicos, enfermeros y kinesiólogos, quienes tenemos asignadas tareas específicas en la atención de los pacientes”.

Otro aspecto importante está relacionado con las terapias que realizan en pacientes que se recuperan de Covid. “Para poder vincular a una persona en asistencia respiratoria mecánica se utiliza una serie de fármacos, lo que habitualmente se conoce como coma inducido, que en algunos casos son bloqueantes musculares, que generan lo que nosotros llamamos debilidad adquirida en Terapia Intensiva, que impiden retomar rápidamente las actividades de la vida cotidiana. Allí aparece el otro rol del kinesiólogo, que es el más conocido, para recuperar la actividad motriz de los pacientes”, redondeó el especialista.


Compartir en:

sbalague@sur24.com.ar

Comentarios

Comentarios cerrados por el momento.

error: Contenido protegido.