HomeProvincialesEMITIRÁ EL TÍTULO DE BACHILLER

Santa Fe ya cuenta con los primeros secundarios travesti y trans del país

Los espacios educativos funcionan en Santa Fe capital, Reconquista y Rosario. La carrera tiene una duración de tres años y se emitirá el título de Bachiller, con validez nacional.

Compartir en:

La innovadora experiencia piloto comenzó en abril pasado en la ciudad de Santa Fe y ya fue replicada en Rosario y Reconquista. Se trata de una Escuela de Enseñanza Media para Adultos (EEMPA) con una política pública reparadora, ideada por el Estado santafesino en conjunto con las organizaciones trans travestis para incluir a esos colectivos en la educación formal y darles continuidad a las trayectorias escolares interrumpidas. La carrera a cursar tendrá una duración total de tres años y se emitirá el título de Bachiller, con validez nacional.
El espacio educativo está destinado a la población trans/travesti, disidente, sin excluir otras identidades, mayores de 18 años. La modalidad de cursado, de lunes a viernes de 18 a 2, es de alternancia (una semana presencial y otra desde la casa para resolución de trabajos prácticos). La convocatoria se abrió en abril, cuando se realizaron reuniones y se inscribió a los alumnos en el Boleto Educativo Gratuito y las Becas Progresar. De esta manera, se busca facilitar la asistencia y permanencia de los estudiantes.
Estos nuevos espacios focalizados fueron creados con la finalidad de garantizar el derecho a la educación a la población travesti, trans y disidente en el marco de las acciones positivas vinculadas a la reparación histórica, ante la discriminación sufrida por el colectivo de disidencias sexuales a lo largo de la historia.
Asimismo, la propuesta se impulsa también como complemento de la Ley de Cupo Laboral Trans, promoviendo la finalización del nivel educativo secundario, que es un requisito para el ingreso a la administración pública en el marco de dicha ley. Cabe destacar que, según la primera encuesta provincial de vulnerabilidad de la población trans (2019), en la provincia de Santa Fe solo un 42,5% de la población trans de mayores de 17 años completó sus estudios primarios y tiene el secundario incompleto. En la ciudad capital, el porcentaje es aún más bajo y alcanza el 31%.
Durante la convocatoria para anotarse en Santa Fe, el EEMPA inclusivo recibió un 50 por ciento de solicitudes para cursar el primer año. Las edades abarcan desde los 21 años hasta los 61 y la mayoría de los alumnos hacía más de diez años que no cursa en ninguna institución educativa.
El secretario de Educación provincial, Víctor Debloc, explicó que “este espacio educativo consiste en una propuesta innovadora de formación integral que repara daños y fragilidades de larga data; a la vez, habilita igualdades efectivas en una interacción abierta a las diversidades de género. No es excluyente, es un EEMPA renovado para hacer efectivo el derecho a la educación de jóvenes que construyen identidades distintas y que tenían postergada esta posibilidad. Esta escuela es una respuesta enteramente del Estado en términos de política pública para saldar una cuestión urgente, mientras que en paralelo hay que seguir trabajando en la transformación que requieren las instituciones educativas para ser ámbitos inclusivos, libres de discriminación”.
En tanto, la directora provincial de Políticas de Igualdad de la Secretaría de Estado de Igualdad y Género, Nerea Tacari, declaró: “Entendemos que las trayectorias educativas de la población travesti trans se ven muchas veces interrumpidas por distintas razones y con este secundario, que no es excluyente para ninguna identidad de género aunque esté focalizado en travestis, trans y disidencias, pretendemos facilitar, acompañar y lograr que la falta de título secundario no sea un obstáculo más para que todos y todas puedan cumplir sus proyectos de vida. Esta experiencia es un anhelo cumplido y se enmarca en el fuerte compromiso que tiene el Gobierno de Santa Fe de construir una provincia que acepte las diferencias pero no las desigualdades. Todo el proceso será similar a cuando iniciamos las clases en Santa Fe, donde ya asisten unas 35 personas. Una vez cumplimentado el primer paso de preinscripción, llevaremos adelante un proceso de reuniones informativas y asesoramiento”.

Educación Sexual Integral
Para poder pensar en una escuela inclusiva, la ESI cumple un rol fundamental. Por eso, desde el Ministerio de Educación hacen hincapié en el programa “De ESI se habla”, que propone un abordaje específico de las temáticas vinculadas con la sexualidad, el género, el cuerpo y los afectos desde la perspectiva del derecho, la igualdad de oportunidades y la construcción de convivencia y ciudadanía.
“En el sistema educativo santafesino, este programa se implementa como una estrategia de formación, multiplicación y diálogo con los actores escolares para aplicar los lineamientos de la Ley de Educación Sexual Integral en forma transversal a los contenidos curriculares de cada nivel y modalidad.
El equipo de profesionales de ESI diseña espacios de reflexión para el abordaje de la sexualidad, la diversidad de familias, la identidad de género, el conocimiento y respeto del cuerpo, la igualdad de oportunidades entre varones y mujeres, la discriminación y la importancia de los afectos en las relaciones.
Los contenidos se trabajan en la clase y se extienden como acciones de prevención a las familias y a la comunidad de los estudiantes”, indican desde el Ministerio.


Compartir en:

lucia@sur24.com.ar

Comentarios

Comentarios cerrados por el momento.