HomeVenado TuertoEn Venado Tuerto

Imputaron a propietarios de bares por extender el horario de cierre

Las infracciones se registraron en la última quincena de junio. Las restricciones ponían como límite las 19 hs, pero cinco locales trabajaron hasta las 23. Juan Ignacio Pellegrini representa legalmente a los gastronómicos. Basó la defensa en la necesidad de sostener las fuentes laborales.

Compartir en:

Cinco propietarios de bares y restaurantes de la ciudad fueron imputados en la última semana por no respetar el horario de cierre establecido en las restricciones relacionadas con la Pandemia.

La noticia la confirmó el Fiscal Regional, Matías Merlo, fundamentando la decisión del Ministerio Público de la Acusación en la violación del Artículo 205.

Si bien este último fin de semana el Gobierno de la Provincia extendió la franja permitida para prestar servicios gastronómicos, las actas fueron labradas en la última quincena del mes de junio.

Las autoridades judiciales dejaron en claro que pretenden llegar a un acuerdo en el corto plazo. Mientras que los propietarios de los locales, representados por Juan Ignacio Pellegrini y Franco Tamburini, basan la defensa en la imperiosa necesidad de sostener los emprendimientos y las fuentes laborales.

La norma vigente hasta el último viernes, establecía que los comercios debían cerrar sus puertas a las 19 hs. Sin embargo, en el contexto del día del Padre, un sector de los gastronómicos continuó con los locales abiertos hasta las 23.

En este contexto, la semana pasada “fueron citados a los fines de recibir audiencia imputativa diferentes propietarios de bares que habían infringido la normativa estipulada por el Gobierno Provincial en relación al horario de atención al público, en el marco del artículo 205, imputando a los dueños sobre esa conducta penal”, detalló Matías Merlo.

El fundamento es “haber violado las normas establecidas a fines de evitar la propagación de la pandemia. Igual que si hubiera una fiesta clandestina, una reunión, o si alguien circula en determinados horarios no permitidos por la actividad. Por eso citamos a los propietarios, para ser equitativos en relación a los otros bares que no abrieron sus puertas”, agregó.

El sector gastronómico fue uno de los más perjudicados por las restricciones en el marco de la pandemia. En su momento, no pudieron prestar ningún tipo de servicios. Y en esa última parte, debieron cerrar sus puertas a las 19 hs, en una ciudad que tiene por costumbre las salidas nocturnas y no tanto el compartir un almuerzo fuera de casa.

“Calculamos, que luego de recibir las imputaciones, vamos a buscar una salida alternativa para solucionar este conflicto suscitado y que se eviten futuras reincidencias. Pueden definirse multas con criterio de oportunidad, depende de la gravedad. O una suspensión de juicio a prueba. Pero debemos marcar que hay una infracción. Y lo peor que podemos hacer, es no hacer nada”, manifestó el Fiscal Regional.

“Uno puede entender el padecimiento y cómo afectan estas medidas. Pero desgraciadamente en esta situación de crisis se está priorizando bajar el horario de actividades que impliquen mayor circulación y preservar el sistema sanitario”, finalizó Matías Merlo.

 

En defensa de las fuentes laborales

Juan Ignacio Pellegrini, en carácter de abogado, junto a Franco Tamburini, son quienes llevan adelante la defensa de los empresarios gastronómicos imputados por infringir las restricciones.

“Represento a los dueños de bares en carácter de abogado y también de defensor del derecho de poder trabajar, como lo he hecho siempre. Creo que cuando analizamos una norma, debemos tener en cuenta el contexto en el que se va a aplicar”, expresó Juan Ignacio Pellegrini.

En este contexto, “la necesidad de bares y restaurantes de abrir para afrontar las cargas tributarias, el pago de alquileres y de los servicios, no fue solo por una cuestión de desobedecer un decreto, sino por la necesidad coyuntural de trabajar que tienen estas empresas”, agregó.

La defensa se basa además en la conservación de las fuentes de trabajo, ya sea de mozos, cocineros, personal de limpieza, proveedores. Y al mismo tiempo, hacer frente al pago de los salarios.

“Llevaremos adelante un escrito en conjunto con Franco Tamburini, donde vamos a ejercer un escrito solicitando el Criterio de Oportunidad, en base a varios argumentos que estamos trabajando, para explicarle bien al Poder Judicial el por qué se decidió abrir de esa manera y cuáles eran las necesidades”, indicó el abogado.

Por lo tanto, “debemos tener en cuenta la coyuntura. Una norma tiene que ir avalada también de un contexto social que lo permita. Claramente acá fue dictada sin un fundamento jurídico apropiado, solamente por cuestión de pandemia. Es válido, pero está discutido desde el punto de vista técnico-jurídico. Pretendemos que Fiscalía libere de toda multa y carga a los propietarios. Además no está comprobado que esa apertura generó contagios masivos en nuestra ciudad”, finalizó Juan Ignacio Pellegrini.


Compartir en:

mdalmazzo@sur24.com.ar

Comentarios

Comentarios cerrados por el momento.