HomeCulturaEL ESTRENO SERÁ EN OCTUBRE

“Precario”, la nueva apuesta teatral del Galpón del Arte

Se trata de una obra de humor de tinte existencialista que no sólo apunta a divertir y entretener, sino también a formular algunos interrogantes comunes del ser humano. La amistad, la vida, la muerte, el trabajo, son algunos aspectos centrales que se reflejan en cada uno de los sketch y monólogos que la conforman.

Compartir en:

Desde el mes de octubre, Galpón del Arte pondrá en escena la obra teatral “Precario”, escrita por Florencia Cingolani, quien también forma parte del elenco actoral junto a Victoria Acosta y Sebastián Coria. La dirección está a cargo de Horacio “Ñoti” Martínez y las funciones serán los días viernes, sábado y domingo en la sala de Chacabuco 1071.

Cabe señalar que anoche se llevó a cabo un pre-estreno de la obra en el marco del programa “Septiembre Joven” que lleva adelante el Gobierno de Venado Tuerto, a través de la Secretaría de Territorialidad y Desarrollo Cultural.

Según adelantaron los protagonistas a Sur24, la pieza tiene como género principal el humor, aunque también apela a la reflexión, ya que aborda temáticas o interrogantes comunes del ser humano. A su vez tiene mucho de ellos, de sus vidas, sus historias, sus vivencias. “Queríamos hablar de la muerte y terminamos hablando de la vida”, confiesa la autora.

Una de las particularidades es que los integrantes del elenco llevan muchos años unidos por el teatro. “Somos alumnos del ‘Ñoti’ Martínez desde que íbamos al secundario en el Normal (Escuela N° 206 “Rosa Turner de Estrugamou”), ya que había un taller de teatro optativo. Empezamos cuando teníamos 13 años y nunca más paramos, incluso hoy seguimos vinculados como profesores. A su vez, siempre hicimos nuestras propias creaciones, y entre otras cosas surgió esta obra que escribió Florencia”, contó Sebastián Coria.

Asimismo, Cingolani precisó: “Siempre tuvimos un juego que era hacernos preguntas y eso también se traslada a la obra que tiene tientes existencialistas. La idea es jugar entre la ficción, el teatro, la vida, la muerte, los sueños, utilizando frases o metáforas muy comunes, como ‘perder el tren’. Siempre manteniendo el humor, que también es una parte característica nuestra”.

Uno de los temas que aparece en la obra es la vida laboral, que “siempre nos ha ido alejando un poco de nuestra pasión, que es el teatro, más allá de que el vínculo no lo perdimos nunca”, señala Cingolani. En el proceso de “Precario” también el trabajo jugó un rol importante, ya que hubo desvinculaciones laborales (por decisión propia o no) para poner todas las energías en este proceso.

“No criticamos crudamente el mundo laboral, pero sí ponemos en debate qué es lo que pasa cuando la vida te va llevando y se te van acotando las posibilidades de elegir, más aún cuando se trata de gente como nosotros, de clase media o baja”, sumó Victoria Acosta.

En definitiva, la pieza es una especie de “montaña rusa”, porque hay cuestiones absurdas, existencialistas, que atraviesan a los actores y los espectadores, pero con mucho humor en cada uno de los sketch y monólogos en los que se divide la obra.

El nombre

El nombre también tiene que ver con el trabajo, porque surge de precarizado. “Pero también la definición refiere a efímero, inestable, frágil, un montón de palabras que hacen a la obra y al mensaje”, aclaró Cingolani.

“Precario” también habla de la estética de la obra, porque no cuenta prácticamente con escenografía ni utilería. “Queríamos que sea despojada, precaria, más vale ‘crota’. Incluso los personajes son así, como el de una monja que no tiene el velo, sino un pantalón que lo usa en la cabeza. Nada que sea ostentoso, sino todo lo contrario”, detalló.

Ganar la calle

El estreno de la obra no pasará desapercibido porque “la idea es agitar un poco la calle, como lo hacía antes el Galpón, que en la previa de un estreno metía mucho ruido. Y es algo que queremos recuperar, volver a la militancia del teatro, con la entrega de folletos, con pintadas, que la gente se entere”, afirmó Coria.

Si bien la obra apunta a un público joven, “queremos que vengan todos a verla, ya sean los habitué del teatro, como el público en general”, indicó. Y agregó: “Los ensayos abiertos nos han demostrado que es una obra universal, porque las cosas que nos pasan a nosotros y que contamos aquí, les pasan a todos, son cuestionamientos comunes”.

“Estamos muy ansiosos porque al haber ensayado tanto, nos encontramos en un punto en el que necesitamos que esté la gente para que se dé esa conexión. Tenemos algo para compartir y queremos que además de divertirse y entretenerse, el público también pueda reflexionar y sentirse movilizado”, sentenció.

El dato

La obra es ganadora de la beca Creación del Fondo Nacional de las Artes y la sala cuenta con el apoyo del Instituto Nacional de Teatro.

Un juego nada más

“Precario” es un acto cargado de fe. Es pasado, presente y futuro. La bandera flameante de un teatro estudiantil. Nuestra modesta intervención en este quilombo que llamamos mundo. Es la esperanza anacrónica de transitar una existencia más amable. Una imagen difusa, tosca, miserable, vomitiva, cáustica, cuya única pretensión es encontrar la perla de belleza en medio del horror. Es un juego nada más.

NOTA PUBLICADA EN LA EDICIÓN IMPRESA DE SUR24 DEL LUNES 20 DE SEPTIEMBRE.


Compartir en:

sbalague@sur24.com.ar

Comentarios

Comentarios cerrados por el momento.

error: Contenido protegido.