HomeProvincialesVIOLENCIA INTERMINABLE

Septiembre sangriento: hubo 25 crímenes en 28 días en el departamento Rosario

La cifra es la más alta desde 2014. Hubo 4 en Villa Gobernador Gálvez, 1 en Pérez, 1 en Granadero Baigorria, y 19 en la ciudad de Rosario. En todo el año ya se llevan registrados 172.

Compartir en:

Carlos Retamal
Mirador Provincial

El mes de la primavera viene manchado de sangre. El color escarlata se mezcla con las hojas verdes de los lapachos y la fragancia de las fresias, al menos en el departamento Rosario. Hasta el 29 de septiembre se llevaban registrados 25 asesinatos, lo que equivale a un homicidio cada 28 horas.
Las cifras son más elocuentes si nos remontamos a los últimos 8 años. En base a datos brindados por la oficina de prensa del Ministerio Público de la Acusación, en septiembre del año 2020 (con prácticamente seis meses de aislamiento social preventivo obligatorio) se contabilizaron 20 asesinatos en el departamento Rosario, hasta entonces la cifra más alta, ya superada en un 25% durante septiembre de 2021 (al que le falta un día).
Cabe remarcar que el informe al que tuvo acceso este diario combina fuentes judiciales y policiales, a través de un trabajo conjunto entre la Dirección de Política Criminal de la Secretaría de Política Criminal y Derechos Humanos – Fiscalía General, la Subsecretaría del Observatorio de Seguridad Pública y la Subsecretaría de Prevención y Control Urbano del Ministerio de Seguridad.
Siguiendo con las cifras, en 2014 hubo 8 asesinatos; en 2015 fueron 12; 7 en 2016; 5 en 2017, 9 en 2018 y nuevamente 5 en 20129, para finalizar con 20 en el año 2020.
La mayoría de los crímenes tuvieron como protagonistas a sicarios que se movilizan en moto, sembrando las calles de plomos y vainas servidas, golpeando paredes y agujereando cuerpos en cualquier calle, a toda hora.
Los dos últimos son una prueba cabal del accionar violento, mafioso y sin escrúpulos.

Balas en barrio Matheu

En los últimos minutos de la tarde del martes 28 de septiembre se conoció el fallecimiento de Clarisa Victoria Peralta, una anciana de 75 años que había sido alcanzada por al menos dos disparos, uno en el brazo derecho y otro en una de sus piernas, en la noche del 12 de septiembre pasado.
Según indicaron en su momento fuentes policiales, varios llamados al 911 recibidos minutos después de las 21:30 de ese martes, denunciaron que se había producido una balacera contra una vivienda ubicada en pasaje Bariloche al 3000. Cuando llegó personal policial e ingresó a la casa, halló en una de las habitaciones a Clarisa. Fue ella quien relató que minutos antes llegaron dos personas que, desde la calle, efectuaron varios disparos, al parecer sin motivo, y que luego se dieron a la fuga, en un vehículo cuyas características no fueron dadas a conocer.
Personal médico del Sies atendió a la mujer, y luego de estabilizarla, la trasladó hasta el hospital de emergencias y luego hasta el sanatorio Rosendo García, donde quedó internada en estado delicado, ya que uno de los plomos le habría provocado una fractura en el brazo derecho.
En el lugar, personal del gabinete criminalístico había secuestrado 7 vainas servidas y 2 proyectiles intactos, calibre 9 milímetros, que fueron enviados a peritar.
Tras enterarse del fallecimiento de la anciana, el fiscal Patricio Saldutti, de la Unidad de Homicidios Dolosos, solicitó trasladar el cuerpo hacia el Instituto Médico Legal (IML) a los fines de realizar la autopsia correspondiente y poder establecer las causas del fallecimiento. También solicitó al gabinete criminalístico y la división Homicidios de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) que realice diversas medidas para poder dar con los agresores y conocer los motivos del ataque.

Nuevo crimen en barrio Triángulo

El otro crimen ocurrió poco antes de las 19:30 en calle 1825 (continuación de calle Saavedra) al 7300, en barrio Triángulo, en la zona oeste de Rosario, cuando dos personas que se desplazaban en moto, frenaron, sacaron armas de entre sus ropas y efectuaron múltiples disparos contra el frente de una casa.
Mientras los homicidas se daban a la fuga, vecinos se acercaron hasta el lugar y vieron un cuerpo tirado sobre el comedor de la vivienda. Dieron aviso al 911 y a los pocos minutos llegaron varios patrulleros, pero ya la víctima había fallecido.
El fallecido fue identificado como Ángel José Cuevas, de 52 años, quien no era el propietario de la casa, señalaron fuentes judiciales.
El fiscal en turno de Homicidios Dolosos, Patricio Saldutti, ordenó al gabinete criminalístico de la Agencia de Investigación Criminal que realice un relevamiento de la escena del crimen y tome testimonios a vecinos de la zona. En el lugar se secuestraron 6 vainas servidas calibre 9 milímetros, que fueron enviadas a peritar.
El crimen de Cuevas ocurrió a menos de 500 metros de donde en el tardecita del lunes fue acribillado a tiros un joven de 26 años en la puerta de un pasillo, en calle Lejarza al 5600.


Compartir en:

redaccion@sur24.com.ar

Comentarios

Comentarios cerrados por el momento.

error: Contenido protegido.