HomeVenado TuertoCambio de modelo después de 25 años

10 de agosto, punto de partida hacia la era digital del estacionamiento medido

Este miércoles se conocerán las propuestas para implementar la plataforma que se estrenará el 30 de noviembre y por 60 días coexistirá con el sistema vigente. Habrá una intensa campaña informativa. Los permisionarios sólo se dedicarán a la fiscalización. Los usuarios que no abonen el servicio serán penalizados.

Compartir en:

Desde la Municipalidad de Venado Tuerto, el subsecretario de Movilidad, Eugenio Bernabei, confirmó a Sur24 que este miércoles 10 de agosto, en el marco de la licitación pública N° 16/2022, se abrirán los sobres con las ofertas para la contratación de los servicios de una plataforma informática destinada al Sistema Integral de Estacionamiento Medido (SIEM) en las calles del microcentro. “Estamos abiertos a las distintas propuestas que se presenten, sabiendo que seis empresas retiraron pliegos, pero hasta último momento no sabremos el número de oferentes”, aclaró, y detalló que el vínculo contractual será por cuatro años, con la opción de extenderlo por dos años.

Entre las estrategias que lleva adelante el gobierno local para el ordenamiento del tránsito y la movilidad en la ciudad, una de ellas es la inminente incorporación de este instrumento digital que viene de la mano de la reforma de la vieja ordenanza N° 5506 del estacionamiento medido, cuyo texto original se aprobó en el ’97. Así, luego de 25 años de vigencia del modelo de permisionarios que cobran y controlan, el Departamento Ejecutivo envió al Concejo en abril último el nuevo proyecto, junto con el pliego de licitación, siendo aprobados el 19 de mayo, tras lo cual se lanzó el proceso licitatorio.

Texto reformado

Al momento de modificar la ordenanza, “el gobierno municipal se ocupó de garantizar que el nuevo sistema contemplara diversas modalidades de pago electrónico: con el uso de una aplicación (app) móvil o adquiriendo crédito a esos efectos, sea en una página web o en locales habilitados (al estilo tarjeta SUBE). Esta última opción serviría para los que no tienen acceso a la tecnología, o en cierto momento no disponen de conectividad, en un local céntrico puedan abonar el estacionamiento, informando el lapso y el lugar de permanencia, junto al número de patente”, explicó.

Un dato significativo aportado por Bernabei es que a la digitalización en ciernes la propuso uno de los permisionarios, en una de las tantas reuniones convocadas para optimizar el servicio, y acotó que el sector comercial, y no sólo el del microcentro, se declara muy entusiasmado con la iniciativa, porque “los comerciantes saben muy bien que ellos se benefician con la adecuada rotación en el estacionamiento, como también con un tránsito fluido”.

La implementación

Una vez abiertos los sobres, conocidas las ofertas técnicas y económicas y, más adelante, efectuada la adjudicación, “se cumplirá una etapa de adaptación de la herramienta digital a las características de la ciudad, y además el prestador del servicio deberá capacitar a los permisionarios, pues así como habrá una app para poder pagar, también habrá un módulo para inspeccionar”.

Además, el subsecretario, quien actúa en la órbita de la Secretaría de Servicios y Obras Públicas, especificó que “la fecha tope de implementación es el 30 de noviembre, cuando comenzará la convivencia por 60 días de ambos sistemas, el actual y el nuevo. Con esa transición buscamos contemplar las necesidades de las personas que no disponen de las nuevas tecnologías o que proceden de localidades vecinas”.

Y adelantó que “muy pronto” se lanzará una campaña informativa para que toda la comunidad se interiorice del funcionamiento del nuevo formato.

Las mismas cuadras

Este nuevo modelo de estacionamiento medido, si bien se prevé más eficiente y transparente, mantendrá las 96 cuadras matinales y 45 vespertinas. “Más allá de los emprendimientos de estacionamiento privado, que podrán incrementarse o no, en lo que a nosotros concierne, el primer paso es la digitalización del control sobre la misma área de estacionamiento en la vía pública, que no tendrá cambios”. Y añadió: “Hoy sabemos que existe un nivel de ocupación importante, y por primera vez tendremos una medición exacta y sabremos cuál es la rotación y cuáles los promedios de estadía en el microcentro. Más adelante, con esos datos podremos evaluar los próximos pasos, siempre con el fin de optimizar el servicio”, señaló el subsecretario, quien por ahora prefirió no conjeturar sobre otras alternativas de estacionamiento (subterráneas o aéreas).

Estabilidad asegurada

Bernabei ratificó que todo el plantel de permisionarios tiene garantizada su continuidad y confirmó que habrá un cambio de rol, ya que “de controlar y cobrar, pasarán a fiscalizar a través de un dispositivo, en tanto que el pago lo hará el usuario por su cuenta, sin necesidad de entrar en contacto con el permisionario”, describió. Asimismo, acotó que los trabajadores del estacionamiento recibirán una mejora económica: “Hoy cobran y controlan una sola cuadra y reciben el 70% de la recaudación; y en breve los permisionarios accederán al 60% de la recaudación, pero al abarcar dos cuadras, con una metodología más ágil y sencilla, en lugar del 70% recibirán el 120%”. Asimismo, especificó que el costo del servicio será más económico, ya que “la ordenanza original tenía como referencia 2,2 unidades tributarias municipales (UTM) por hora de estacionamiento y el nuevo texto lo redujo a 2 UTM, es decir, un 10% menos”.

Infracción y sanción

El automovilista que no haya registrado pago vigente de la tasa de estacionamiento, y no goce de beneficio de franquicia, será considerado infractor al momento de la constatación. Provisto de un módulo de la aplicación, en este caso el de inspección, el permisionario recorrerá el área a su cargo (dos cuadras) y verificará, luego de cargar el número de patente, si el vehículo tiene el estacionamiento pago. Si detecta la falta, generará un acta de constatación de no pago; luego, si la patente está registrada en la aplicación, le llegará la notificación al usuario, y si no, se le dejará en el vehículo, en un talón pre-impreso, el número de constatación. En cualquier caso, el usuario tendrá 72 horas hábiles para su cancelación (por un monto equivalente a 10 horas de estacionamiento medido y pago). Y transcurrido dicho plazo, esa acta de comprobación se girará al Tribunal de Faltas y se convertirá en un acta de infracción, con multas de entre 20 y 25 UF, y penalidades más severas en caso de reincidencias.

NOTA PUBLICADA EN EDICIÓN IMPRESA DE SUR24 DEL LUNES 8 DE AGOSTO DE 2022

 


Compartir en:
error: Contenido protegido.