HomeProvincialesReunión de la Comisión de Análisis Tributario

El gobierno santafesino prepara el terreno para la nueva ley impositiva 2023

Funcionarios del Ministerio de Economía tenían previsto encontrarse este lunes con representantes de la construcción y el comercio en la previa de lo que será en Santa Fe la ley impositiva del año que viene. La intención era escuchar sus inquietudes ante la actual coyuntura. Ya dieron su punto de vista las entidades del campo, que pidieron eliminar el factor de convergencia.

Compartir en:

La Comisión de Análisis Tributario volvía a reunirse este lunes. La integran funcionarios del Ministerio de Economía y legisladores de diferentes bancadas. Además, entidades de los principales sectores económicos de la provincia. En este caso, fueron convocadas las que representan a la construcción y el comercio.

La semana pasada, en el mismo ámbito, habían sido invitadas las entidades del agro. La secuencia de encuentros – se empezó por referentes del campo, se continuaba hoy con construcción y comercio, y se concluirá la semana que viene con la industria- se propone básicamente escuchar las inquietudes de los principales actores económicos de la provincia, en la previa de lo que será la elaboración de una nueva ley tributaria. Como se sabe, el Poder Ejecutivo tiene plazo constitucional hasta el 30 de septiembre para enviar a la Legislatura el proyecto de presupuesto provincial – en este caso, para 2023-; en simultáneo, tal como viene sucediendo en los últimos años, el gobierno deberá remitir también a las cámaras parlamentarias la ley tributaria. Se trata de la norma que deberá regular la política impositiva de la provincia durante el ejercicio 2023; en otras palabras, qué beneficios y aumentos de impuestos se generarán. En ese marco, el gobierno de Omar Perotti decidió adelantar la discusión generando una ronda de consultas previas para recoger las principales inquietes de los diferentes sectores.

Qué piden

En el caso del sector agropecuario, las entidades centraron su planteo en el pedido de eliminación o cuanto menos, de suspensión, del factor de convergencia. Es el coeficiente que determina de qué manera aumentará el impuesto inmobiliario, en este caso, Rural. Ello, ante la carencia de un avalúo actualizado que refleje en la fas impositiva el valor real y de mercado de las propiedades. Ya hubo instancias en los años anteriores en los que la vigencia de dicho factor de convergencia se suspendió transitoriamente, y el aumento se determinó – tanto para el Urbano como para el Rural- a través de un porcentaje, de acuerdo con las categoría de la propiedad y en función de los índices inflacionarios. El campo está exento de Ingresos Brutos, por lo tanto, el tema asociado al Inmobiliario constituye el principal planteo.

Con los encuentros de hoy se esperaba conocer también la postura de las constructoras y comerciantes. El sector ya tiene asegurada la adhesión de la provincia al régimen de estabilidad fiscal, pero seguramente formularían sus planteos a la luz de la situación por la que atraviesa, además, la actual coyuntura económica.


Compartir en:
error: Contenido protegido.