HomeVenado TuertoReunión que trajo un poco de paz

Enojo y “tristeza” del personal del Hospital Gutiérrez por declaraciones de concejales

A raíz de un proyecto de resolución aprobado en el Legislativo venadense reclamando por servicios “insuficientes”, trabajadores del nosocomio emitieron un comunicado pidiendo que no se los trate de “villanos”. Este martes directivos del efector, junto a autoridades de la delegación del Ministerio de Salud, se reunieron con los ediles para brindar detalles de la realidad que atraviesa la atención. Según se definió, esta mesa de diálogo se sostendrá en el tiempo.

Compartir en:

Médicos, enfermeros y personal del Hospital regional “Dr. Gutiérrez” manifestaron su enojo y el malestar que les generó algunos conceptos y declaraciones vertidas por concejales en los últimos días, tras el reclamo por la demora de algunas intervenciones quirúrgicas, principalmente relacionadas con traumatología. Desde el efector, emitieron un comunicado que derivó en una reunión que se llevó a cabo este martes, donde lograron acercar posiciones y definieron la continuidad de un trabajo conjunto y coordinado.

Todo comenzó en la sesión de la semana pasada, cuando el edil socialista Leonardo Calaianov presentó un proyecto de resolución, solicitando una reunión con los directivos del nosocomio público, Daniel Alzari y Silvana Morelli y con el delegado del Ministerio de Salud en el sur santafesino Pedro Bustos. El tema central estaba relacionado con el reclamo que había recibido de vecinos sobre “la atención insuficiente” que prestaba el Hospital.

Esta iniciativa generó el debate en el recinto e incluso fue aprobada por mayoría, ya que el bloque de Hacemos Venado (Partido Justicialista) decidió no acompañar la propuesta.

La primera respuesta por parte del personal médico y no médico del efector fue un comunicado manifestando “nuestro más profundo dolor ante los dichos que surgieron en el seno del Concejo Municipal de Venado Tuerto donde nos acusan de atención médica recortada, insuficiente e inhumanitaria”, añadiendo que “jamás pedimos los aplausos que nos dieron en pandemia pero tampoco trato de villanos”.

Seguidamente, el escrito indica: “Tememos que la desinformación y/o intención, tal vez política, de uno o varios concejales, confunda a la población y acreciente la agresividad que sufrimos frecuentemente. Hoy son golpes en las puertas o vidrios rotos, de ahí a la agresión física hay un solo paso”.

Por último exclama: “Seguiremos trabajando con vocación, compromiso y responsabilidad, conscientes de que siempre se puede mejorar y que debemos aceptar las sugerencias y/o críticas que nos permiten mejorar nuestro desempeño”.

Cabe señalar que la nota estuvo acompañada de más de 80 firmas.

Este martes se llevó a cabo la reunión de partes. Concejales y representantes del Hospital lograron reunirse en una mesa para poder acercar posiciones y dialogar sobre los reclamos y la realidad que atraviesa el sector salud.

Tanto los ediles como los trabajadores y autoridades sanitarias, manifestaron su conformidad por el encuentro que fue el primero de varios que se organizarán.

“Dedicación y profesionalismo”

Dr. Juan Antonio “Nito” Segarra. Foto: Gentileza.

En este marco, uno de los encargados del área quirúrgica del Hospital, Juan Antonio “Nito” Segarra, explicó en diálogo con A pesar de Todo (LT29) que el comunicado surgió de la “desazón”, porque tanto los médicos como el personal “consideramos que era una injusticia, utilizando adjetivos que no correspondían, ya que nosotros trabajamos con dedicación y profesionalismo, como lo hemos demostrado en estos último dos años con la pandemia, donde vivimos momentos muy complicados”.

Asimismo planteó que “puede ser que estemos un poco susceptibles, por todo lo que atravesamos; pero tampoco es justo que nos digan que nuestro trabajo es inhumanitario”.

Para el médico, en la reunión que tuvieron en el Concejo pudieron aclarar un poco, tanto el malestar que sintieron, como el reclamo que se les hacía a través del proyecto de resolución: “Los ediles pueden recibir el planteo de una o dos personas, pero la realidad es que atendemos en la Guardia unos 160 pacientes por día, los fines de semana superamos los 200 pacientes diarios y realizamos unas 200 operaciones mensuales. Es más, en el último año se aumentó un 80 prestaciones que se hacen, superando las 7000. Son muchos pacientes y puede ocurrir que algunas intervenciones se tengan que reprogramar, porque no somos infalibles”, explicó.

Haciendo referencia al servicio de ortopedia y traumatología, que había sido blanco de algunos planteos, precisó: “Nuestro Hospital, lamentablemente, recibe muchísimos accidentados que obliga a tener que responder porque son casos de urgencia. Nos pasa que quizá tenemos prevista una operación de ortopedia y nos llegan dos personas que sufrieron un accidente y se termina demorando o posponiendo para resolver la emergencia”. Y agregó: “Hay que saber que, lo que no es urgente, se puede reprogramar”.

Por otro lado, Segarra sostuvo que hay cansancio por parte del personal de salud, luego de lo intenso que fue la pandemia y hay muy pocas incorporaciones que se pueden hacer, sobre todo por la falta de profesionales. “Hay médicos que deciden irse de país y otros que dejan la profesión para dedicarse a otra cosa, sin contar la baja en la cantidad de jóvenes que eligen la carrera. Tenemos que trabajar para revertir esta situación, porque dentro de algunos años no habrá médicos; hoy ya lo estamos sufriendo con pediatría y otras especialidades”, enfatizó.

Planteo legislativo

Concejal Leonardo Calaianov. Foto: Gentileza.

Entre los fundamentos del proyecto presentado por Calaianov y que generó la respuesta del personal del Hospital Gutierrez, se plantea como determinante para la salud pública de la región enfrentar nuevos desafíos luego de atravesar la pandemia, los cuales deben ser contemplados en forma planificada y eficiente.

En tal sentido, se expresa la preocupación por los cambios que la actual gestión provincial implementa en aspectos políticos, sociales y económicos que determinan la salud y la equidad que necesita la población. “Queda en evidencia la falta de decisión para solucionar los nuevos desafíos que persisten y se relacionan con las debilidades del sistema de salud hospitalaria en su tercer nivel de atención”, señala. Y agrega: “No se observa una acción clara para fortalecer el sistema de salud y garantizar el pleno derecho a la misma, actuando sobre los factores de riesgo y determinantes sociales que tienen efectos sobre el bienestar físico, mental y social de la población”.

Por otra parte, Calaianov consideró que “no se está cumpliendo con la norma constitucional y legal en las que estas capacidades se enmarcan ni las diferentes etapas del ciclo de políticas: evaluar el estado de salud de la población y los factores de la mala salud, desarrollar políticas para fortalecer los sistemas de salud, abordar los determinantes, asignar los recursos necesarios, y garantizar el acceso a todas las intervenciones y servicios de salud pública”.

También, aseguró que “no se toman en cuenta los numerosos reclamos de los ciudadanos enfermos, siendo esto permanente, por lo que la situación no mejora y la atención médica es cada vez más recortada e ineficiente”.

Por último, hizo referencia a la “ineficiencia en las intervenciones quirúrgicas en el servicio de traumatología donde los pacientes no tienen las prácticas necesarias según su patología”.


Compartir en:
error: Contenido protegido.